La gastronomía japonesa y sus ingredientes básicos

gastronomia japonesa en esplugues

El mundo de la gastronomía japonesa esta en auge y prueba de ello son los múltiples restaurantes emergentes en pueblos y ciudades, con productos y sabores típicos de ese hermoso país.

Muchos de estos productos y sabores son desconocidos por vosotros, o quizás muy apreciados si eres un gran aficionado, pero lo que es cierto, es que algunos de sus productos estrella no se consumían en nuestro país hasta la llegada de la gastronomía japonesa.

Algunos de estos productos poco o muy conocidos:

  • gastronomia japonesaEl arroz: un básico de la gastronomía japonesa, con múltiples granos, aromáticos o glutinoso entre otros con gran aporte de proteínas y hidratos.
  • El pescado: uno de los mejores complementos para el arroz (sushi) o solo (sashimi), y encontramos desde salmón, atún rojo, anguila dorada o lubina, aunque las posibilidades son infinitas.
  • El marisco: le da a la comida japonesa ese toque de calidad y un sabor especial con sus gambas, calamares, almejas, vieiras, pulpo o si lo haces en casa al gusto del cocinero.
  • Los vegetales: combinan a la perfección con pescados o mariscos junto con el arroz, podemos combinarlos al gusto del consumidor y los más utilizados son el aguacate, pepino, zanahoria, sésamo o alguna fruta dulce que complemente tu plato.
  • Alga nori: Es el envoltorio usado mayormente en los makis, futomakis y temakis, con propiedades minerales, proteínicas y vitaminas y su apariencia característica es fina y pequeña con un color verde antes de cocinar y negro después (cuanto más oscura de mayor calidad).
  • Salsa de Soja: es un condimento producido al fermentar las semillas de soja, que complementa los alimentos con arroz o los pescados naturales. Esta salsa nos aporta proteínas, magnesio, potasio y hierro.

Así no solo es el valor nutritivo y sabroso de sus productos, sino la belleza de combinarlos de forma perfecta, con paciencia y minuciosidad para conseguir que el sushi se coma primero con la vista y luego con el paladar.